Esta casa tiene una energía especial. No en vano fue construida tras realizar un estudio geobiológico de entorno y terreno por parte del Instituto Terra Aurea. La casa están situada y orientada en relación a las medidas geofísicas sagradas del lugar formando un cuadrado solsticial.

Si te gusta el yoga, la meditación o cualquier otra actividad que requiera de tranquilidad, relax y simbiosis con la naturaleza, esta casa es el lugar ideal para ello. Ponemos a tu disposición la sala Ananda, un gran espacio polivalente de 125 m2 perfectamente acondicionado y con las condiciones ambientales perfectas para realizar tu actividad.

Además, cuando la climatología lo permita, en los numerosos rincones que te ofrece el bosque podrás relajarte y disfrutar en espacios amplios y rodeado de árboles.